El programa Sister Libraries de NAPLE : cooperación entre bibliotecas hermanas

el programa Sister Libraries de NAPLE (National Authorities for Public Libraries in Europe) acaba de lanzar una nueva convocatoria para la búsqueda de bibliotecas que quieran hermanarse con otra de alguno de los 13 Estados o naciones participantes en esta iniciativa europea: Bélgica, Croacia, Escocia, Eslovenia, España, Finlandia, Grecia, Irlanda, Lituania, Polonia, Portugal, República Checha, Rumanía. No es una red de contactos para bibliotecas (ojo, hemos dicho bibliotecas, no bibliotecarios/as), pero se le parece mucho: muchas de las parejas participantes acaban teniendo relaciones de lo más estrechas. Acaban siendo como de la familia. Esta nueva convocatoria nos da la oportunidad de profundizar en este programa y en lo que hacen las bibliotecas hermanas. NapleSisterLibrariesNAPLE Sister Libraries es un proyecto que busca impulsar la cooperación entre bibliotecas públicas en cuestiones en las que estén interesadas. No hay una fórmula determinada de hermanamiento sino que las bibliotecas eligen cómo quieren que sea su propia relación. No obstante, en su web NAPLE, sugiere algunas posibles actividades. Destacamos las que nos parecen más interesantes:

  • Intercambio de información bibliotecaria: desde ideas sobre programación de actividades hasta el desarrollo de métodos de evaluación para aprender de sus experiencias.
  • Intercambio de recursos bibliotecarios: periódicos locales, materiales culturales, bibliografías, libros. Esto puede incluir compromisos de respuesta a consultas por parte de los usuarios de la biblioteca hermana.
  • Compartir actividades: desde programas y materiales formativos para los propios bibliotecarios, hasta actividades para los usuarios (debates simultáneos, clubes de lectura transfronterizos, intercambio de exposiciones, eventos culturales del otro país, guías de lectura…).
  • Cooperación para el funcionamiento de las bibliotecas: por ejemplo, adquisición de recursos que son difíciles de conseguir en el otro país, o asistencia para la resolución de problemas en los que una de las bibliotecas ya haya desarrollado conocimientos y experiencia.
Se trata de un programa especialmente interesante para aquellas bibliotecas de comunidades multiculturales, porque hermanarse con una biblioteca del país de origen de parte de la población inmigrante de tu barrio o pueblo puede ayudar mucho a ofrecer servicios útiles a estas personas, reforzar los vínculos con sus países de origen y dar a conocer su cultura y su idioma en la comunidad de acogida.

Las participantes

Hasta el momento se han establecido 35 relaciones de hermanamiento entre bibliotecas, la última de ellas entre la Biblioteca Pública de Elgoibar (Guipuzkoa) y la Biblioteca Pública Viktor Car Emin, de Croacia. Por ahora, participan en el programa un total de 85 bibliotecas y parece que España es el país más entusiasta al respecto, con 30 participantes. BiblioArucasUna de las bibliotecas pioneras en el programa, pero sobre todo una de las más activas, es la Biblioteca Municipal de Arucas (Gran Canaria). Fue la primera en su comunidad que se unió y la quinta en toda España, y de su hermanamiento con la Biblioteca de Piekary Slaskie (Polonia) y la Biblioteca Ivan Vidali (Croacia) han salido actividades muy interesantes: desde “La fábrica de lluvia”, un cuento nacido en la Biblioteca de Arucas e ilustrado por niños polacos y de esa localidad, hasta la creación de vínculos de amistad por carta -en inglés, un buen complemento para el aprendizaje de los más pequeños- entre niños grancanarios y croatas, que han llegado este mismo año a conectarse también via Skype. Pero esa relación de hermanamiento ha dado como resultado, además, un proyecto de gran impacto: el “Library, I love It!”, financiado con fondos europeos (Programa Grundtvig sobre el aprendizaje en adultos), y que tiene como objetivo el desarrollo de competencias del personal de las bibliotecas como agentes promotores de la educación no formal a través de actividades culturales y de fomento de la lectura. Entre los resultados del proyecto “Library, I Love It!”, que ya está terminando, destaca la elaboración de una guía que recoge experiencias creativas y prácticas inspiradoras llevadas a cabo desde las bibliotecas.

Cómo sumarse al programa

Empezar a participar en este programa es fácil: solo hay que rellenar el formulario que encontraréis en su página web y enviarlo a la dirección de correo electrónico que aparece en esa misma página. Una vez recibido el formulario, NAPLE publica en su web y en su twitter vuestra disponibilidad. Puedes conocer en la web otras bibliotecas que buscan hermanas, y si alguna te cuadra, solo tienes que contactar directamente con ella. También puedes proponer el hermanamiento con alguna que aún no se haya sumado, siempre que se encuentre dentro del ámbito geográfico de NAPLE. Las web facilita algunos modelos de acuerdo de hermanamiento, si es que queréis firmar alguno, pero no es obligatorio hacerlo. Tenéis que tener en cuenta que, aunque la relación que establezcáis con la biblioteca que elijáis puede ser en el idioma que acordéis con los otros bibliotecarios, la lengua de trabajo del programa es el inglés. Eso no significa que necesites un dominio absoluto de ese idioma; solo es cuestión de que seáis capaces de comunicaros en él con la coordinación del programa por escrito o de palabra, aunque sea con ayuda de traductores online. Y otro asunto importante: el programa ni financia las actividades que hagáis; eso corre de vuestra cuenta. Si queréis conocer más sobre las Sister Libraries de NAPLE y todas las actividades que realizan, no dudéis en visitar su web. Como siempre, ¡feliz semana!]]>

Síguenos en:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *